13/8/10

TIZAYUCA CUENTA CON OCHO BEBÉS ROBOTS

En el marco de los festejos del Día Internacional de la Juventud, se llevó a cabo la entrega de ocho bebés robots, que serán herramienta fundamental para la prevención del embarazo en adolescentes, a través de un curso que implementará el Instituto Tizayuquense de la Juventud (ITJ) de forma permanente en el municipio. Durante la entrega oficial de los bebés, en las instalaciones de la Universidad INECUH, Marcelino Rojas Flores, presidente municipal, señaló que derivado del crecimiento poblacional de Tizayuca, se deben de buscar más apoyos para lograr el beneficio a más tizayuquenses, y más aún cuando se tratan de acciones preventivas como el evitar embarazos a temprana edad. El edil, Marcelino Rojas Flores, exhortó a los adolescentes a aprovechar los cursos, a fin de que logre penetrar el mensaje, para que en lo futuro puedan concluir sus estudios y evitar la deserción por la presencia de un embarazo no deseado. En su mensaje Vanessa Maldonado Quezada, coordinadora del Instituto Tizayuquense de la Juventud, primeramente felicitó los más de 19 mil jóvenes que habitan el municipio de Tizayuca, por el Día Internacional de la Juventud; y externó su preocupación por los jóvenes, de ahí la implementación de forma permanente del curso “Conociendo los riesgos de nuestra sexualidad”, que coadyuve a disminuir índices de embarazos no deseados y evitar la deserción escolar. Carlos Bautista Vargas, Secretario de Programas Sociales, Agropecuarios, Ecología, Cultura y Gestión Social, informó que la adquisición de los bebés se logró a través del programa Hábitat 2010, dentro de la componente social; con un monto de casi 180 mil pesos. Y el pago del instructor del curso, propaganda, material didáctico, y papelería con un costo de 39 mil pesos, para dar un total de 214 mil pesos, invertidos en esta actividad. Ante la presencia de Esther Castillo Hernández, directora del Sistema Medio Superior de la Universidad INECUH y de Alma Viridiana Mares Rodríguez, sicóloga que impartirá el curso, se dio a conocer que los adolescentes tendrán una experiencia realista y concreta sobre la paternidad responsable, ya que se permite explorar las consecuencias físicas emocionales, sociales y económicas. El bebé robot tiene un peso aproximado de tres kilos, su trabajo es a través de sensores que se centran en el interior de su cuerpo, éstos a su vez están monitoreados por una computadora inteligente, registran todas las actividades que realicen los adolescentes como alimentarlo, arrullarlo, cambiar pañal, calmarlo cuando llora, etc. El Instituto Tizayuqense de la Juventud, ha tenido a bien, ejecutar éste tipo de acciones preventivas, con el apoyo del Instituto Hidalguense de la Juventud, donde más de mil 100 jóvenes han recibido el taller, en instituciones como la secundaria Justo Sierra y en instituciones educativas del fraccionamiento Rancho Don Antonio.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.