19/1/09

ANTE LA CRISIS ECONÓMICA, GENERAR CONFIANZA Y UNIDAD:PEÑA NIETO

Huixquilucan, México, 18 de enero de 2009.- Generar mayor confianza y unidad entre los mexicanos, es la mejor manera que tendrá el país para enfrentar la difícil situación económica mundial, afirmó el gobernador Enrique Peña Nieto, al asistir al cumpleaños número 77 del arzobispo metropolitano de la Iglesia Ortodoxa, Antonio Chedraui Tanús, celebrado en este municipio. Ante Fernando Gómez Mont, secretario de Gobernación y diversas personalidades del ámbito político, empresarial, diplomático y religioso de la sociedad mexicana, el mandatario estatal expresó que a la adversidad se le debe afrontar con emoción, entusiasmo y compromiso, “pero sobre todo, con un ánimo de unidad, de una unidad que nos permita a los mexicanos estar siempre cohesionados en torno a los grandes objetivos que debemos enfrentar, particularmente este año”. Al respecto, coincidió con el homenajeado en que el 2009 habrá de exigir de cada uno de los habitantes de esta nación, un gran compromiso, en donde nadie debe quedarse a la zaga ni fungir sólo como espectador, y destacó, en ese sentido, el ejemplo que, justamente, Antonio Chedraui, le brinda a todos los mexicanos con su labor. “Por eso señor arzobispo –manifestó- quiero expresarle, personal e institucionalmente, mi más amplio reconocimiento por esa mística de trabajo, por esa amplia labor social y espiritual que usted ha venido realizando en nuestro país, que le ha acogido, que le ha adoptado y que también usted ha hecho suyo.” Peña Nieto recordó que Chedraui Tanús llegó a México hace más de 42 años, sin siquiera conocer el idioma, y en la actualidad conoce a profundidad al país, su problemática, sus costumbres, sus raíces, y todo lo que le atañe a esta gran nación, involucrándose, desde su ámbito de trabajo, para contribuir a mantener siempre una cohesión social, que le permita a todos trabajar en unidad. Antonio Chedraui Tanús pidió en su discurso que se encaucen las energías de todos, por la superación, progreso y bienestar de los mexicanos, lo cual dijo “no es hacer política ni tampoco es privilegio de los políticos, sino la manifestación del amor que un ciudadano profesa a su patria”. Manifestó que si bien, México nos necesita siempre, ahora con mayor razón ante la crisis económica que intenta menoscabar sus finanzas, su seguridad, e incluso el amor, lealtad y servicio de sus habitantes, por lo que dijo que no podemos quedarnos de brazos cruzados ni cultivar el egoísmo “Todavía estamos a tiempo, dejemos atrás los egoísmos que generan crisis, división, nos debilita y sólo fortalecen a los enemigos de Dios, del hombre, de la familia y de la patria. Si estamos unidos, no habrá crisis que nos debilite y mucho menos que nos doblegue”, manifestó. Al festejo del cumpleaños del arzobispo metropolitano de la Iglesia Ortodoxa asistieron, el ex gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo González; los funcionarios mexiquenses Laura Barrera Fortoul, directora general del DIFEM; y Alfredo del Mazo Maza, secretario de Turismo; así como los gobernadores de Yucatán y San Luis Potosí, Ivonne Ortega Pacheco y Marcelo de los Santos, respectivamente. También estuvieron presentes Javier Lozano Alarcón, secretario del Trabajo; Eduardo Medina Mora, procurador General de la República; y Luis Maldonado Venegas, presidente del partido Convergencia, entre otros funcionarios federales y políticos; además del obispo de la Iglesia Católica, Onésimo Cepeda, y arzobispos ortodoxos provenientes de Líbano y Siria; diplomáticos como el embajador del Líbano en nuestro país e importantes hombres de negocios del país. En su intervención, el titular de la Secretaría de Gobernación coincidió en que es importante que la crisis y los problemas nos vean unidos “dialogando unos con otros; que los enconos se desvanezcan cuando las miradas se pongan por encima de aquello que nos distancia, para ver aquello que nos acerca”. Expresó, por otro lado, que México se ha beneficiado siempre de aquéllos, que desde otras partes del mundo, han venido a poner su empeño, su amor y su trabajo, como es el caso del arzobispo metropolitano de la Iglesia Ortodoxa, de quien dijo, proviene de un país que le ha brindado al nuestro empresas, dinero, empleos y políticos de una gran vocación de servicio. “Hoy una buena parte de México es una parte de Líbano, y los puentes se siguen construyendo”. Destacó además que, como líder religioso, Antonio Chedraui ha sido ha sido uno de los principales promotores en abrir las puertas a una verdadera libertad de cultos en México, lo que ha permitido perfilar los cambios que le permitan al Estado y a la autoridad, respetar íntegramente la dimensión espiritual de los mexicanos.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.