11/6/09

SIN AFECTAR A LOS BOSQUES, ES POSIBLE EL CRECIMIENTO ECONÓMICO: EPN

Villa del Carbón, México, 10 de junio de 2009.- Sí es posible crecer económicamente y propiciar condiciones e instrumentos que permitan generar ingresos a las familias mexiquenses, sin que esto signifique depredar las zonas forestales del Estado de México, manifestó el gobernador Enrique Peña Nieto al poner en marcha la Campaña Estatal de Reforestación 2009, en el paraje El Cabro, ejido de San Jerónimo Zacapexco, de este municipio, cuya meta es sembrar 20 millones de árboles en 17 mil hectáreas de la entidad. Destacó que al cuidar los bosques, se cuida la vida misma, ya que gracias a los árboles se produce agua, vital para el desarrollo de los seres vivos, por lo que convocó a los habitantes del estado a asumir una mayor conciencia y cultura en torno a la protección de esas zonas, sobre todo en estos tiempos en que se enfrenta el calentamiento global como consecuencia del daño hecho a los bosques. “Y eso tenemos que sembrarlo en conciencia, en educación, en lo que inculquemos en valores a nuestros hijos. Yo aquí, convocó a todos los mexiquenses para que realmente asumamos una tarea y un compromiso muy decidido en cuidar de nuestros bosques y en sembrar vida, a través de la siembra de árboles en nuestras regiones, en nuestras comunidades, en nuestras casas”, agregó. Ante los secretarios de Desarrollo Agropecuario, Arturo Osornio Sánchez; de Medio Ambiente, Guillermo Velasco Rodríguez; y de Agua y Obra Pública, David Korenfeld Federman, el mandatario estatal señaló que los 20 millones de árboles que se sembrarán este año van a sumarse a los 57 millones que ya fueron plantados en lo que va de su administración. Recordó que la meta fijada es sembrar 99 millones de árboles en 99 mil hectáreas, al término de su gestión, lo que permitirá a la entidad conservar y mejorar sus zonas forestales. El mandatario mexiquense mencionó que para proteger los bosques de la entidad, su gobierno creó dos mecanismos: por un lado, el Pago de Servicios Ambientales, mediante el cual se premia a grupos de campesinos comunales, ejidales y particulares que cuidan esas regiones; y por otro, el Programa de Reforestación y Restauración Integral de Microcuencas (Prorrim), con el cual se reconoce la labor que llevan a cabo aquellos campesinos que colaboran en tareas de reforestación.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.