17/9/08

Llegan "La Chupitos" y Zúñiga al Blanquita "Sin pelos en la lengua"

* Estrenan con éxito temporada en la "Catedral del Espectáculo"
Se juntan y son un peligro, no son el dúo dinámico, pero sí una pareja con ángel la que integran en la cartelera Liliana Arriaga, "La Chupitos", y Edson Zúñiga, "El Norteño", quienes presentan en el teatro Blanquita el espectáculo "Sin pelos en la lengua". Luego de recorrer la legua por la República Mexicana, de Mazatlán hasta Puebla y ahora en la Ciudad de México, ambos comediantes demuestran su poder de convocatoria en la llamada "Catedral del Espectáculo", en el que estarán tres fines de semana de septiembre. A "La Chupitos" no hay quién le gane a la hora de los albures, de los comentarios en doble sentido, su simple apariencia causa risa y cuando habla, nadie la para, siempre aliada del sexo femenino la comediante se da vuelo tomando a los hombres como pretexto para sus chistes. Su participación, con esa figura de mujer regordeta, con un vestido raído y un suéter más viejo que nada, su cara siempre coloreteada dan la apariencia de la típica borrachita de cantina, pero detrás de ella hay siempre una artista que sabe controlar a la audiencia, echársela al bolsillo. "La Chupitos" también aprovecha la situación para intercalar sucesos de la vida cotidiana. En su paso por el escenario tampoco se escapan sus colegas de profesión, a quienes les da una raspadita con sus comentarios sarcásticos. Ciertamente, y no es una suposición, "La Chupitos" se roba el "show", se gana al público, que no para de reír, mientras ella suelta sus disparates. Y qué decir de sus bailes, de esos contoneos al ritmo de las danzas árabes de Shakira, o al estilo exótico de Ninel Conde con su éxito "El bombón asesino". Su carisma le permite ir muchas veces más allá de la referencia, del señalamiento, pero su creatividad y espontaneidad generan simplemente carcajadas que cimbran el Blanquita. A Edson parece, en ocasiones, faltarle algo, como que se queda corto y deja qué desear sin "El Compayito", su fiel escudero, que a decir de algunos no puede interpretar fuera de la tele porque el personaje es exclusivo del departamento de Deportes de Televisa. Zúñiga aprovecha su facilidad de palabra para relatar diversas anécdotas, a través de ellas mantiene la expectativa, y luego le agrega a su repertorio chistes de muchos sabores, sobre todo, en donde las mujeres, en respuesta a lo que hace "La Chupitos, son su blanco.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.