1/8/08

LAS ELECCIONES DE 2009, OPORTUNIDAD PARA HACER DE LA DEMOCRACIA SINÓNIMO DE PROGRESO: EPN

Jiquipilco, México, 1° de agosto de 2008.- “La elección de 2009 debe ser la oportunidad de demostrar que estamos listos para hacer de la democracia sinónimo de progreso”, manifestó el gobernador Enrique Peña Nieto, al tiempo que destacó que “en el Estado de México sabemos que el éxito de los gobiernos no puede medirse por las derrotas de los opositores, como tampoco es aceptable tener como triunfo de la oposición, el fracaso de los gobiernos”. Al asistir al Segundo Informe de Gobierno Municipal de Carlos Sánchez Sánchez, alcalde de esta localidad, el Ejecutivo mexiquense señaló además que “es necesario que los gobiernos entendamos que no somos instrumentos a favor del partido en que militamos, sino a favor del municipio y del estado en que servimos. Sólo así lograremos que el proceso electoral que los mexiquenses viviremos en once meses sea un ejemplo de civilidad y normalidad democrática.” Dijo también que la sociedad está cansada de enfrentamientos, conflictos de intereses o disputas que obstruyen o demoren la tarea del gobierno, que inhiben la cooperación y contaminan la política, y piden respeto y cumplimiento de las ofertas realizadas así como llegar a acuerdos para atender sus necesidades inmediatas. Mencionó que por ello, en estos momentos se deben enfocar las energías a las grandes reformas que requiere el país para enfrentar los retos del nuevo milenio, por lo que se pronunció a favor de construir una democracia de calidad, en la cual, el ejercicio pleno, responsable y transparente de la política, sea el sello de las acciones de gobierno. Peña Nieto dijo estar convencido de que solamente se puede gobernar bien a partir del diálogo y la suma del mayor número de voluntades, y afirmó que en la entidad, el poder público se ejerce corresponsablemente y se práctica una política donde la pluralidad no representa obstáculo alguno o freno para el desarrollo: “respetando la diversidad, logrando acuerdos y acatando los preceptos constitucionales, el Estado de México es y seguirá siendo ejemplo de civilidad política”. Afirmó que la pluralidad se vive cotidianamente en cada uno de los 125 municipios de la entidad, y mediante el diálogo y los acuerdos se ha podido demostrar que la diversidad política no significa división, y que es posible trabajar con tolerancia y respeto, convivencia e integración. El gobernador envió, desde Jiquipilco, su reconocimiento a los actores políticos de los municipios mexiquenses por su actitud responsable y madurez con que se conducen, así como su disposición al diálogo y al entendimiento. Confió al respecto que las autoridades de esta localidad continuarán actuando bajo ese tenor, y les aseguró que su administración hará su parte y cumplirá los compromisos que asumió con la sociedad: “Sé que Jiquipilco, su gobierno y sus habitantes darán cuenta de compromiso y responsabilidad con su estado”.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.