21/8/08

Suscriben histórico Acuerdo por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad

Los tres Poderes de la Unión, secretarios de Estado, Gobernadores y presidentes municipales de todas las entidades; organizaciones de la sociedad civil, empresariales, sindicales y religiosas, y medios de comunicación, suscribieron esta tarde el Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad. En el marco de la XXIII Sesión del Consejo Nacional de Seguridad Pública, el Presidente Felipe Calderón aseguró que es fundamental que el "ya basta" expresado por la ciudadanía se traduzca en acciones concretas que restituyan la confianza en las autoridades y en las policías encargadas de cuidarnos. "De la formalización y, sobre todo, del cumplimiento de este Acuerdo, dependerá que los ciudadanos comiencen a recuperar la confianza en la autoridad; los compromisos que aquí asumamos no constituyen una carta de buenas intenciones", refirió. En el Salón Tesorería de Palacio Nacional, el Jefe del Ejecutivo Federal destacó que este documento contempla políticas públicas para la prevención del delito, la procuración e impartición de justicia y la readaptación social. Ante los integrantes del Gabinete de Seguridad y los Mandatarios estatales, el Presidente Calderón explicó que este gran pacto debe tener como prioridad la participación ciudadana, la generación de inteligencia policial y el empleo de modernas tecnologías en el combate al delito. Dijo que con este documento se tiene la oportunidad de formalizar los primeros compromisos concretos que nos permitan atender la urgente tarea de salvaguardar la seguridad de los ciudadanos. Finalmente, el Primer Mandatario dijo que debe quedar claro que este Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad, es una respuesta de Estado con compromisos concretos que requieren ser verificados en su cumplimiento en el tiempo, y que es un reclamo justo, cuya atención no se puede posponer más.

No hay comentarios:

Nos estamos renovando

Estamos trabajando en una nueva forma de dar las noticias que esperas.